La fregona: revolución social | Sobaco Global


No te creas todo lo que piensas. Cuanto más tonto es uno, más listo se cree.
NO CONFÍES
DEMASIADO
EN TU
IGNORANCIA

La fregona: revolución social

Uno de los grandes inventos de origen español es la conocida como fregona. Es la prueba de que con ingenio y perspicacia se puede innovar en productos de uso cotidiano a veces sin grandes inversiones en Investigación y Desarrollo. Aquí vemos un anuncio de la Curver, empresa fabricante de fregonas, que fue tachado por muchos de machista, al identificar a la fregona, a la tarea de fregar, con la mujer.

Probablemente lo que quería reflejar el anuncio es que la fregona, o mocho, puso a la mujer de pie, porque hasta entonces, prácticamente se fregaba de rodillas y era un trabajo que lo realizaban las mujeres. Se consideraba indigno que un hombre se arrodillara para fregar. La fregona no sólo puso a la mujer de pie, sino que la liberó de las frecuentes bursitis de rodilla y lesiones de espalda que producía el fregar arrodillada, por no hablar de las manos sometidas a la acción de las lejías.

¿Cómo se inventó?. ¿Quién le dio el nombre de fregona?. Aquí está la interesante historia.


Hay que partir de la base de que en aquellos tiempos, la limpieza de suelos era realizada casi generalmente por mujeres y lo hacían arrodilladas. Era sencillamente un trabajo considerado indigno de ser realizado por un hombre. Era así. Era la mentalidad de la época. La fregona, por otra parte, es una muestra de tantas de que las innovaciones tecnológicas producen cambios sociales superiores a las que preconizan las ideologías.

La mopa americana, con la bayeta unida al extremo de un palo y que se escurría entre rodillos en un cubo fue un invento que inició el proceso de acabar con el fregado de rodillas. Pero era engorroso, había que agacharse, requería habilidad, no era algo definitivo.

Manuel Jalon Corominas, Ingeniero Aeronáutico y Oficial del Ejército del Aire, durante una estancia en EE.UU. para un curso relacionado con el mantenimiento de aviones reactores, vió como en los hangares americanos limpiaban con una mopa, la ya mencionada bayeta que después escurrían haciéndola pasar entre unos rodillos sujetos a un cubo.

Una vez en Zaragoza, empezó a fabricar mopas junto a Emilio Bellvis, en un taller mecánico de la familia de éste. Tenían numerosos problemas, era latoso el uso de los rodillos, era fácil darse golpes, hasta que dieron con la idea de escurrir la mopa directamente en un habitáculo cónico sujeto al cubo.

Tuvieron que bregar para dar con el mocho adecuado, fabricado con hilos de algodón trenzado capaz de absorber mucha agua y de resistir el escurrido dentro del habitáculo cónico donde se introducía y retorcía. Al final lograron que una fábrica de Zaragoza de tejidos cambiase un sistema de producción para fabricar ese hilo especial de algodón y la fregona pudo comercializarse tal como se conoce hoy. El nombre que le dieron fue el de “aparato friegasuelos”.

Pero el nombre de “fregona” se debe a un vendedor de la empresa, Enrique Falcón, al cual se le ocurrió empezar a llamarla así, con gran acierto, porque pronto se popularizó el nombre. Era una persona muy entusiasta que siempre llevaba fregonas en su coche y cuando empezaba a distribuir el producto, al entrar en una tienda del ramo para ofrecerlo, lo primero que hacía era ponerse a fregar con el artilugio.

En Junio de 1958, un periodista, con motivo de la Muestra Internacional de Barcelona decía: "se ha presentado una escoba ultramoderna para ser usada por toda la familia -ahora que las tradicionales chachas están en vía de extinción- y que los hombres también podríamos utilizar sin avergonzarnos". Nótese como en la mentalidad de la época se daba por sentado que la que realizaba las tareas de fregar suelos era la mujer, a ser posible la chacha, y como se daba cuenta de que ese artilugio podía dar lugar a que los hombres empezaran a usarlo “sin avergonzarse”.

Aunque hay quien atribuye la invención a Emilio Bellvis, parece que la patente que finalmente fue reconocida fue la de Manuel Jalón, el cual la acabó vendiendo a la empresa holandesa Curver. Manuel Jalón no era un hombre demasiado interesado en el dinero. Pronto desvió su atención a otra gran innovación: la aguja hipodermica desechable.

Había observado que entonces se usaban las jeriguillas de cristal. Eran pesadas, a veces producían cortes, ser rompían… Unas ajustaban más y resultaba duro accionar el embolo, otras ajustaban menos,… Pensó en usar el plástico como sustitución del cristal. Dado que en la empresa estaban familiarizados con la inyección de plástico para fabricar fregonas, se dijo que malo sería que no fueran capaces de fabricar una jeringuilla.

El mismo reconoce que los comienzos del tema de la jeringuilla no fueron igual que los de la fregona. Si para la fregona disponía de un presupuesto de 40.000 pesetas para hacer pruebas y ensayos, para la jeringuilla partía de una cantidad sensiblemente superior: 300 millones de pesetas. Finalmente, lo consiguió y la jeringuilla desechable de Manuel Jalón Corominas se vendió por todo el mundo por millones.

Ampliación:
En Agosto de 2013 , el creador de la fregona, Manuel Jalón, ha logrado que se reconozca definitivamente su autoría. Determinar de forma definitiva y tajante su autoría ha costado casi medio siglo de pleitos. Ése es el tiempo que han tenido que esperar Manuel Jalón y sus herederos para que la Justicia no sólo haya dictaminado que él es el autor del invento mediante sentencia firme, sino que también le haya reconocido su derecho al honor profesional, de forma que otra persona no pueda atribuirse la autoría de la fregona. 

Tras una larga batalla judicial los herederos del inventor han logrado que la Justicia obligue a otra familia, la de Emilio Bellvis, a no atribuir públicamente a este último el invento. Y es que el hijo y los nietos de Bellvis habian venido afirmando en medios de comunicación y apariciones públicas que su familiar era el auténtico inventor del cacharro de fregar. 
Referencias:
http://www.fregona.com/
http://www.elmundo.es/magazine/m24/textos/fregona1.html
http://es.wikipedia.org/wiki/Manuel_Jal%C3%B3n_Corominas
Agrégame a tus Favoritos

Compartir aumentará tu karma:




Más vistos hoy:

3 comentarios :

Redaccion dijo...

No si hay una solucion sencilla para muchos problema, pero como los que fregaban eran chachas o soldados no la buscaban.

Jota Uve

inisfree dijo...

Yo me entiendo mucho mejor con la mopa, pero en fin...

El Economista Accidental dijo...

Nosotros somos buenísimos en eso de meter palos por el culo a las cosas, dígase fregona, dígase chupachups, dígase políticos....

El caso es que si estos ultimos se cogiesen alguna fregonza de vcez en cuando, sabrian lo que es ganarse el pan con el sudor de su frente :-)