COMBATIR LA ANSIEDAD DEL TRINQUE | Sobaco Global


No te creas todo lo que piensas. Cuanto más tonto es uno, más listo se cree.
NO CONFÍES
DEMASIADO
EN TU
IGNORANCIA

COMBATIR LA ANSIEDAD DEL TRINQUE


En el libro "Politicos, como trincar con salud" se trata de como combatir la ansiedad del trinque.  La ansiedad del trinque es una ansiedad específica que suele padecer el político corrupto. Es presa de esa ansiedad por un compulsivo deseo permanente de trincar de todas las partidas presupuestarias y de cobrar comisiones de todas contratas públicas.




En el libro se explica como el político corrupto que desee evitar la ansiedad del trinque, debe evitar trincar por impulso. Querer llevarse la tajada de todo montante monetario que pase delante de sus ojos es una fuente segura de ansiedad. Hay que fijar una cantidad del montante y decirse a uno mismo que por debajo de ella no merece la pena pensar en llevárselo.

Algunos parrafos del libro:

También es fundamental dejar de pensar en lo que otros compañeros políticos se estarán llevando crudo. La ansiedad del trinque induce a pensar que todos trincan más que tú. Probablemente sea cierto. Pero piensa que pueden estar perjudicando su salud. Casi con toda probabilidad son presa de la peligrosa fuente de estrés que supone la ansiedad del trinque.

Así pués, la forma de controlar esa ansiedad es manteniendo una disciplina de trinque. Dedicar dos días a la semana concretos para la actividad de arramplar y saquear. En vez de estar todos los días a todas las horas pensando en ello, dedicar un día, por ejemplo, para llevarse parte del presupuesto y otro día para cobrar comisiones de contratas. La clave está en planificar bien el expolio.


No conviene tampoco obsesionarse con conseguir una cantidad de mondongo y estar pensando en cuanto falta para llegar a ella. El trinque ha de ser el máximo posible pero sin comprometer la salud. Estando relajado, a la larga, entrará la pasta por un tubo superando las mejores expectativas. El dinero del presupuesto está ahí esperando a que te lo lleves. No hay que angustiarse. Piensa que anualmente se repone el presupuesto y lo que no hayas conseguido en éste ejercicio, no se te escapará en el próximo.


Según el libro, cuando el político trincón vea que el trinque planificado le aporta los mismos ingresos o incluso más que cuando vivía en perpetúo estado de ansiedad, pensando por ejemplo que "ya son las diez de la mañana y aún no me he embolsado algo hoy", observará que su organismo se encontrará más equilibrado, sin bajadas y subidas bruscas de azúcar en la sangre.





Agrégame a tus Favoritos

Compartir aumentará tu karma:




Más vistos hoy:

6 comentarios :

Insignificantius dijo...

Este debe ser el país más rico del mundo...

...todos roban y aún queda...

Saludos

Candela dijo...

Esa ansiedad se la quitaba yo con choques insulínicos a la antigua usanza..una pasadita de hostias tampoco iría mal.

aspirante dijo...

No des este tipo de consejos.
Lo que nos conviene es que les invada la ansiedad y les dé un infarto y la casquen.
las funerarias se iban a volver locas.

Maribeluca dijo...

ansia vivaaa, ansia rotaaa

Redacción dijo...

Ese problema no lo tienen en Cataluña, ya que el trinque esta institucionalizado en el 4%

Anónimo dijo...

Oche, pues es verdad. Yo ahora los lunes me repongo de la juerga del fin de semana. Los martes, trinco. Los miércoles descanso. Los jueves cobro las comisiones. Los viernes empiezo la juerga con algunas putas. Y me va de maravilla. Sin stres oche. Y al que le moleste, que se hubiera hecho politicotrincon como yo.