Combatir la crisis: metodo flauta | Sobaco Global


No te creas todo lo que piensas. Cuanto más tonto es uno, más listo se cree.
NO CONFÍES
DEMASIADO
EN TU
IGNORANCIA

Combatir la crisis: metodo flauta

fotomeme crisis metodo flauta
Una de las formas más habituales de combatir la crisis para mucha gente es el conocido método flauta. Consiste en tapar un agujero abriendo otro. Y es que cuando como en España hay millones de euros inmovilizados en viviendas sin vender o a medio terminar y en millones de metros cuadrados de terrenos urbanizados que están creando ortigas, el dinero no circula. Está ahí quieto y generando gastos de mantenimientos y pagos de intereses. Recordemos la curiosa historia del pequeño pueblo que estaba de capa caída en la ruina económica. Un día llegó un turista al hotel del pueblo y pidió una habitación. Costaba cien euros y se los dio al dueño del hotelito. El del hotel corrió a darle esos cien euros al tendero, al que se los debía.


El tendero fue a pagar una deuda con el electricista que le había hecho una reparación en la tienda y al que no había pagado. El electricista fue a pagar al mecánico del pueblo que le había reparado el coche. El mecánico fue a pagar una deuda al dentista. Y el dentista cogió los cien euros y fue a pagar su deuda con el dueño del hotelito por la habitación que le había alquilado un día para estar con una amante. Total, que cuando el dueño del hotel estaba con el billete en la mano que le había dado el dentista, bajó el turista diciendo que la habitación no le gustaba y que se iba del hotel. Cogió su billete de cien euros y se largó. Pero durante esa hora que estuvo el turista en la habitación, toda esa gente en el pueblo había saldado su deuda, aunque al final los cien euros no se quedaran en el pueblo. Conclusión: SI EL DINERO ES CIRCULANTE, LA ECONOMÍA VA HACIA DELANTE.


fotomeme crisis salario menstruacion



fotomeme crisis cagar retretes


fotomeme crisis zona euro
Lo cierto es que muchos creen que si el BCE comenzara a emitir dinero, sería la solución. Pero el Banco Central Europeo lleva camino de convertirse en el Gran Banco Malo, que está comprando en el mercado secundario bonos de países como Grecia, Portugal, Italia o España, porque muchos ahorradores que en su día compraron esos bonos, quieren deshacerse de ellos y su precio se desploma y sube el interés que se pide en las emisiones de bonos nuevos. Pero si estos países no pagan sus deudas porque no producen suficiente riqueza, ¿quién cubre las pérdidas del BCE?. El único país con solvencia para ello sería Alemania. Pero, ¿estarían de acuerdo los alemanes en pagar los pufos de los países PIIGS?. Merkel sabe que el 70% de los alemanes ven con disgusto el apoyo a los países con déficits crónicos (y altos nivel de corrupción e incompetencia política). Por ello, se ha opuesto a que el BCE se convierta en un prestamista a troche moche que permita que los PIIGS sigan con sus despilfarros e ineficiencia, porque sólo sería alargar el problema en el tiempo y acabar convirtiéndolo en uno peor.

fotomeme deuda espanistan duda


elecciones espanistan 100 velocidad


fotomeme crisis espanistan hombre lobo



MIENTRASTANTO

fotomeme abaco bolas


fotomeme navidad traseros bikini



Otros artículos:
Euro zombi sobrevalorado
Crisis, moda y consejos fotomemes
El cachondeo del euro
Ladrillazo, morosidad y desastre
Países más endeudados del mundo
Ideas para crisis y ahorro
Impuesto del patrimonio en España
Oroo y pureza: quilates o kilates
Sexcom: el dominio de oro
Tratados, Constituciones y Despilfarros
Eurobonos: último cartucho


Agrégame a tus Favoritos

Compartir aumentará tu karma:




Más vistos hoy:

10 comentarios :

El Periódico de El Prat dijo...

La economia es un mundo complejo, sin deudas no funciona y con deudas se hunde.

Bucan dijo...

Zorrete, es que además hablan como si Alemania fuera un fabricador de riqueza sin límites y capaz de cargar con las deudas del resto de países del Euro. Alemania puede tirar mucho, pero somo suelo decir, si los vagones del tren no tienen ruedas o están descarrilados, no puede ir muy lejos. Alemania corre con el 27% de los pufos que se originen en el Banco Central Europeo, más de la cuarta parte. Es lógico que los alemanes estén moscas y reacios a que se dispare el prestamo a países como los PIIGS que ya deben billones de euros.

Periódico, así es la paradoja que tú dices. Pero como en todo, está el punto medio. Y sí, la economía es más compleja de lo que muchos suponen. Y no es tan intuitiva como otros imaginan. Son muchas variables y cuando tocas una, el resto de variables se mueven. No es una foto fija como pretenden algunos, sobre todo en la izquierda, que además parecen olvidar que los derechos y el llamado estado de bienestar se sostiene sobre la producción de riqueza.

Candela dijo...

Rubalcaba insiste con sus moratorias, o sea en prolongar una agonía que, por otra parte, no es tal, porque el paciente ya está muerto.

Solo podemos resucitarlo generando riqueza y la única fuente de riqueza es el trabajo, el empleo. Y pasa por favorecer a emprendedores que puedan crear este empleo. Todo lo demás son gaitas.

O flautas...

Bucan dijo...

Candela, suena muy bien lo de las moratorias de Rubalcaba pero no explica como se consiguen. Salvo que declares la quiebra y llegues a acuerdos con los acreedores. Porque si necesitas emitir deuda pública por 600 millones de euros diarios como apuntaba Bono y no hay ahorradores que te los compren, ¿qué haces?. La única solución es que dejes de necesitar emitir 600 millones de euros diarios para cubrir gastos, o sea, parar el déficit. El propio Bono decía que ésta situación de necesitar vivir de la deuda es insostenible. Haría bien Rubalcaba en escuchar a su compañero de partido.

Maribeluca dijo...

El titular es asaz engañoso dados los tiempos que corren de indignantes y perros etc, pero comparto la conclusión.

luispihormiguero dijo...

Buen post.

fractalio dijo...

Bucan, con todos mis respetos, la historia del pueblo no es más que una enorme falacia. Ni el turista resolvió nada, ni el dinero se movió, ni la situación de los habitantes del pueblo varió. Lo que realmente sucedía es que nadie debía nada a nadie, o sea, las deudas estaban ya saldadas de antemano. Veámoslo así: el dueño del hotel perdona la deuda al dentista, éste al mecánico, que a su vez se la perdona al electricista, el cual le perdona al tendero y éste al dueño del hotel. O sea, todos están en paz. Y el turista y su dinero, sencillamente, sobran en la escena.

Bucan dijo...

Fractalio, está claro lo que dices. Pero fue el billete del turista el que puso en acción el pago de las deudas sin necesidad de llegar a pactos entre ellos. Es una chorrada pero que de primera mano suele dejar algo perplejo. Pero es una chorrada que destaca el papel de la circulación del dinero. Si tú quieres vender un piso para comprar otro y no consigues venderlo, podrías buscar permutarlo con otro que esté en la misma situación. Pero tendrías que encontar a otro que cumpliera condiciones de ubicación, tamaño, valoraciones parecidas, etc. Complicado. Es el dinero el que facilita esa operación.

Enrique Tarragó Freixes dijo...

Un ejemplo buenísimo y que cada vez que me lo plantean me mete en un mar de dudas, tengo hasta que hacerlo encima de la mesa con muñecos y garbanzos.

fractalio dijo...

Bucan, no quiero ser pesado, pero ya que hay otro comentario al respecto me animo a insistir en que en ese pueblo no había ninguna deuda, estaban ya todas saldadas antes de que llegara el turista. En el momento que alguno reclamara el dinero a su deudor, sería tan sencillo como que éste le dijera: que te lo pague fulanito, que me lo debe a mí, y así sucesivamente hasta llegar a la conclusión de que su deudor era él mismo. De ahí que la deuda no existe, sencillamente. El hecho de que no se hubieran saldado físicamente no quiere decir que existan. Están saldadas de hecho. Y en cualquier caso, la vida del pueblo seguirá exactamente lo mismo que antes de llegar el turista. Éste no ha solucionado nada, o no había nada por solucionar. Lo que en todo caso cabe resaltar es que todos los intervinientes, una de dos, o son unos jetas, o sus negocios no son viables. Perdón por la brasa.